miércoles, diciembre 03, 2008

CANCIÓN DE HIELO Y FUEGO: TORMENTA DE ESPADAS.

George R. Martin ha conseguido lo que no conseguía Timothy Zahn desde que me leí la Trilogía de la Nueva Républica de Star Wars hace ahora casi diez años, y esto es engancharme a una serie de libros y leerme todo lo publicado uno tras u otro y esto es lo que estoy haciendo desde que este verano empecé con Juego de Tronos. Si, se que leo despacio y poquito pero es que no tengo tiempo para más entre tebeos, juegos, curro, trabajos, academias, depresiones, broncas, borracheras y demás quehaceres del día a día.

Atención a partir de este punto Spoilers a cascoporro.

Tras Choque de Reyes Desembarco del Rey ha sobrevivido al embate del Rey Stannis y su flota naval, todo gracias al fuego Valirio y la cadena de espolones ideadas por Tyrion, siguen las tensiones en todos los reinos, Tomen y Brand dados por muertos, Jon Nieve camino de las tierras de los salvajes y Robb Stark ganando batalla tras batalla y capturando al mismisimo Jaime Lannister el Matareyes. Más allá de los mares Daenerys Targaryen sigue reclutando a su ejercito.

Las casi 1500 páginas de este tercer volumen se devoran sin darse cuenta y uno llega a la conclusión de que lo mejor es no encariñarse con ningún personaje porque el palo que me llevé yo con la Boda Roja y la excesivamente descriptiva matanza que provoca la muerte del Rey Robb y sus principales señores y banderizos me pusieron los pelos de punta, aunque para compensar luego llegó la boda de Joffrey Baratheon y tuvimos sangre por sangre. ¡Qué grande que es Martín! ¡Qué zorra que es Cersei! Y ¡Cómo mola Tyrion! El enano se convierte casi sin darnos cuenta en el personaje más importante del libro, conoce todas las tramas, todas las intrigas, la verdad sobre el intento de asesinato de Bran (que frustró Lady Catelyn).

Lo que me hubiera gustado es que Daenerys hubiese llegado ya a poniente con los Dragones y los Inmaculados pero mejor no adelantar acontecimientos. Las ostias están por todos lados y aunque hay personajes que no volverán a salir o sus apariciones serán escasas como la de los Hermanos Clegane, la Compañía Audaz, Lim Capa de Limón... a algunos se les echará de menos como al Perro y sus extraña y la vez entrañable relación con las Hermanas Stark. Dos personajes que las pasan tan putas que a veces se me olvida que no tienen más 8 y 12 años.

Y llegamos a Jon Nieve, mi favorito, o casi tendríamos que llamarle Lord Nieve en vista de lo que sucede al final del libro, uff, que pasada de personaje, que fuerte es para algunas cosas y que perdido está en otras (como su pasado, que cualquiera parece saber más de el que él mismo). Los capítulos que cuentan la defensa del muro del ataque de los Salvajes son espectaculares.

Parece que Festín de Cuervos no es más que un interludio de lo que está por venir pero dado el final de Tormenta de Espadas con un Tyrion brillante vengándose de su padre por la humillación sufrida durante su primer matrimonio y Petyr agrandando el drama que es la vida de Sansa Stark sólo hacen que las ganas de leer Danzando con Dragones aumenten.


NOTA: 10/10

4 comentarios:

DiegoDNM dijo...

Si yo de Appaloosa no tengo queja... solo que no soporto a la Bridget Jones... :D

Tormenta de Espadas es el libro que lo complica todo... ¡no sabes por donde va a salir la historia! ¡no puedes ni imaginártelo! Y eso es genial, lo convierte en un imprescindible. Sinceramente, mi parte favorita es la de Petyr porque tengo debilidad por el personaje... pero cualquiera de las escenas del enano o de Nieve son brutales. Si aún no has leído Festín, no te esperes ni un segundo, porque la acción no decae y la historia no deja de avanzar al mismo ritmo al que estamos acostumbrados, una delicia como toda la saga.

Natán dijo...

Yo también cometí este año el error de engancharme (justo a tiempo de lograr una dedicatoria del señor Martin!) y me he leido del tirón los cuatro libros y vaya gozada... lo malo es el bajón que te da cuando al terminar Festín de Cuervos te percatas de que pueden pasar años hasta que veas su continuación en español (crucemos los dedos... o a aprender idiomas)

Anónimo dijo...

Yo creo q Festin baja un poco el nivel de los otros libros..se desvia en otros personajes y habla como dice el título del libro, de los restos que quedan para los cuervos, supongo que esto hace q Danza con dragones se vuelva mas interesante aún. Donde esta Tyron???
Tormenta de Espadas es una pasada, con eso ya vale y casi no se ha destripado nada por parte de Yota...

sexy dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.