jueves, noviembre 19, 2009

LEFT 4 DEAD. Medio Muerto no es Muerto del Todo.




Ya tocaba hablar de un videojuego (nota mental: no dejar tan abandonada esta sección XD). Mucho tiempo ha pasado desde que tenía en mente la reseña del Left 4 Dead, pero entre unas cosas y otras siempre había post que debían publicarse antes, ainssss esa maldita afición que tengo a ir a conciertos… A lo que iba. Me compré este juego hace muchos meses y lo jugué con ganas, pero recientemente volví a comprarlo para regalarlo estas navidades por lo que volví a viciarme aprovechando la nostalgia de matar zombies.

Left 4 Dead no puede ser más simple. Es un shooter subjetivo puro y duro, disparar y listo. Al más puro estilo Doom, es decir tirar para adelante sin parar y matando todo lo que se te ponga por delante, no hay puzzles, los mapas no son laberintos, todo lo contrario son bastante lineales, apenas hay cuatro tipos de armas y dos tipos de granadas y pese a tener cuatro personajes a elegir son todos absolutamente iguales.

Es un juego corto. Apenas cuatro campañas divididas en cinco partes. Se nota que el juego ha sido planeado para el modo on line, que aprovecha la capacidad del Xbox live al máximo, tiene todo tipo de posibilidades: enfrentamientos, jugar a la campaña de forma normal pero on-line, modo supervivencia… todo un divertimento para quien tenga el live, que no es mi caso. Yo sigo jugando en plan margi. Casi no tengo tiempo para la consola y como encima me meta en ese mundo…. Bueno si lo hago, no contéis con volver a verme por aquí…

Técnicamente es justito. Los gráficos están un poco por debajo de lo que deberían dar de si las consolas de nueva generación y los efectos de sonido son demasiado patateros, aunque afortunadamente no tiene parones ni ralentizaciones pese al gran nº de sprites en pantalla (en ocasiones cerca de medio centenar).

Pero eso sería lo malo. Porque lo bueno de este juego es la jugabilidad. Pese a que la historia es nula, los personajes están todos juntos desde el principio y no hay ninguna novedad argumental, engancha desde el principio por su trepidante ritmo, los momentos en que te enfrentas a hordas, cuando te quedas sin munición, destrozar todo a balazos, cuidar de tu compañeros y curarlos, intentar no quedarse acorralado con los infectados “especiales”. Pero sobretodo hay que disparar y disparar. A destacar los logros, que son bastante asequibles y muy divertidos de conseguir, en especial uno que requiere viciarse mucho puesto para “lograrlo” hay que eliminar 54.000 muertos vivientes.

Muy recomendable y adictivo.

3 comentarios:

Oneyros dijo...

Solo lo he jugado 5 min pero no es que me llame mucho, el 2 no tiene muy buena piinta

quike102 dijo...

Moi no blasfemes anda XD y menos aún sin haber jugado, son juegazos los 2, eso sí, para online, por cierto Chema lo de logros asequibles no lo dirás en serio no? Hay 3 o 4 logros realmente difíciles.

Yota dijo...

Yo no juego on line y es un juegazo XD.. Con logros asequibles, me refiero en general. quiero decir que pasandotelo una sola vez en modo normal y de manera individual ya consigues la mitad de los logros.