viernes, abril 09, 2010

GREEN ZONE: Distrito Protegido.


Sale Matt Damon, el de Bourne, sale con pistolitas e intrigas políticas, como en Bourne, es una adaptación de un libro, ¡como los de Bourne! Y dirige además Paul Greengrass, el de las dos últimas entregas de Bourne. Pero por Tutatis, que nada tiene que ver con Jason Bourne, pero si éstas últimas dos películas salieron tan bien ¿por qué no repetir?

Todo este párrafo absurdo viene a cuento para echar un poco por tierra toda la campaña de publicidad que nos pretendía vender esta película como si fuese una película de acción bélica al estilo de “Black Hawk Derribado”, cuando en realidad está mucho más cerca de otras obras como “En el Valle de Elah” o “Jarhead”. Un thriller o drama sobre la situación de las tropas estadounidenses en Irak a las pocas semanas de haber estallado la guerra en marzo del año 2003, con las cámaras de televisión de todo el mundo fijando ese país como centro de atención.

Dentro de este panorama se encuentra el alférez Roy Miller (interpretado de manera excelente por Matt Damon) que tras tres misiones frustradas a la caza de unas hipoteticas armas de destrucción masiva y que éstas hayan acabado en nada comienza a plantearse la fiabilidad de la información que inteligencia les facilita o incluso si simplemente son peones que forman parte de un juego que no alcanza a comprender.

Todo se complica cuando logran información vital sobre un objetivo capital del ejército americano y dicha información les es arrebatada por un comando de fuerzas especiales de su propia armada. Para Miller las cosas no harán otra cosa que complicarse pues se verán en medio de un batiburrillo de agencias de información e inteligencia que en lugar de trabajar juntas se incordian unas a otras.

Aunque todo el peso interpretativo recaiga sobre los hombros de Matt Damon, habrá otros personajes interpretados por actores como Jason Isaacs, Amy Rian o Brendan Gleeson, que en determinadas escenas brillaran con luz propia.

La película dura cerca de dos horas pero no se hace nada pesada, pues las tramas políticas están salpicadas por breves escenas de persecución o de tiroteo que se disfrutan a la perfección pues no son molestas secuencias movidas con la cámara a toda leche que hacen que no te enteres de nada. Greengrass hace la que considero que es su mejor película, adaptando de manera muy digna un libro que denunciaba las negligencias yankis en una guerra que se tildaba de injusta como poco y que no hizo más que granjear enemigos a la administración de Bush.

NOTA: 8/10

3 comentarios:

Vladek dijo...

Si mola tanto como las ultimas de Bourne habrá que tenerla en cuenta.

Mike Lee dijo...

Muy recomendable, en la estela de Bourne mezclando acción con intriga de forma sensata al mismo tiempo que critica la situación. Si es el trabajo más acertado de Greengrass ya sería discutible ;)

¡Saludos!

Yota dijo...

Gracias a los dos por los comentarios. Muy recomendable, sin duda.