lunes, agosto 29, 2011

LOS VENGADORES: EL SUPERVISOR.



El Supervisor es uno de esos personajes afortunados que de vez en cuando pululan por los tebeos. Fue creado hace treinta años y siempre ha estado ligado a colecciones como The Avengers, The Amazing Spider-Man o Captain America. Lo cierto es que es un personaje muy resultón tiene un diseño a lo Skeletor que me encanta y elementos en sus armas del Capitán América, Ojo de Halcón y el Espadachín, además sus poderes dan mucho juego ya que puede imitar cualquier movimiento de cualquier héroe o villano que observe.

No es la primera vez que el Supervisor cuenta con su propia miniserie pues ya a finales de los noventa tuvo una dibujada por los UDON Studios, pasó sin pena ni gloria y el rediseño del uniforme (obra de Joe Madureira) se guardó rápidamente en el fondo de algún archivo. El caso es que desde que fuera obligado a participar en la Civil War en el bando pro-registro su popularidad no ha hecho otra cosa que aumentar.

Ha sido miembro del Conclave de Norman Osborn (si bien, como miembro de segunda categoría y por despecho, pero miembro al fin y al cabo), profesor y luego director del campamento Hammond primero y Hammer más tarde. Aparentemente se escapó de ser capturado por los Vengadores y por Steve Rogers tras el Asedio a Asgard. Tal es la popularidad actual del Supervisor que ha sido uno de los personajes elegidos para el excelente Marvel VS Capcom 3.

Y con esta trayectoria llegamos a este volumen que recopila la reciente miniserie escrita por Fred Van Lente, autor la mar de interesante ya sea en su trabajo en el Increíble Hércules o en la a priori llamativa nueva serie regular de Alpha Flight. Aquí toma al personaje encarnado por Tony Masters (así se llama el buen hombre, desconozco si ya se sabía de antes) y le da un enfoque como nunca antes se había visto.

El tomo parte de que alguien ha puesto una trampa al Supervisor y todas los grupos terroristas quieren su cabeza por traidor desde IMA hasta los Ciberninjas que debutaron en la etapa de X-Men dibujada por Carlos Pachecho hace como quince años, además Van Lente crea muchas nuevas para la ocasión a cada cual más disparatada y divertida. Pero no sólo es una historia de tiros, aquí descubriremos que el Supervisor es un personaje mucho más complejo de lo que parece ya que como efecto secundarios de sus poderes de reflejos instantáneos pierde la memoria directa donde se almacenan sus recuerdos, puede imitar cualquier estilo de artes marciales pero no sabe por ejemplo si alguna vez ha estado casado o si tiene hijos.

La verdad es que me parece bastante escalofriante y el guionista se aprovecha de esto, además podremos conocer el origen de los poderes o de porque lleva una calavera en el rostro, sin embargo la historia es especialmente divertida con momentos de acción surrealistas y diálogos muy ingeniosos (toda la parte de M.I.L.F) es descacharrante XD. Encima tenemos que añadir el genial dibujo de Jefte Palo, autor que puede que no le gusten los superhéroes pero desde luego no se nota, aquí las escenas de acción en las que el se superpone la ilustración del héroe que está siendo imitado en ese momento con la del protagonista de la historia están muy conseguidas.

Muy recomendable la verdad.

NOTA: 8/10

1 comentario:

Natán dijo...

Me lo acabo de leer hoy y es super divertido. El tema de los poderes de Taskmaster me ha chirriado un poco, a ver si los guionistas que vuelvan a tocar el personaje siguen desarrollando el tema o pasan olímpicamente... Y Jefte Palo bien, me ha sorprendido.