lunes, mayo 14, 2012

LA VENGANZA DE LOBEZNO



Jason Aaron lo está partiendo en Marvel, se ha encargado de relanzar a Hulk, también escribe una serie puntera como es Wolverine & The X-Men y fijo que pilla alguna de las cabeceras de los Vengadores cuando finalice su guerra con los mutantes. A ver el tipo se lo ha currado no en vano su serie Scalped está multipremiada y en Marvel consiguió que la cabecera de Lobezno volviese a estar en boca de todos.

En parte por culpa de historias como ésta “La Venganza de Lobezno”, una larga saga que enlaza directamente con los acontecimientos del viaje al infierno del alma de Logan y de cositas que ha ido plantado Aaron por aquí y por allá (como por ejemplo en la serie limitada que compartió con Spider-Man y que dibujó Adam Kubert), tras volver de los avernos y enfrentar al canadiense de nuevo contra la Patrulla X, algo cíclico puesto que en los últimos años ha pasado cuando estuvo controlado por Apocalipsis o por La Mano. Tras sentar las bases de su etapa tocaba enfrentar a Mr. Howlett a las consecuencias de una vida de asesinatos y masacres.

Toda acción tiene una reacción y eso es lo que aprenderá Logan por parte de una misteriosa sociedad denominada “La Mano de la Muerte Roja”, grupo formado por familiares y amigos de gente que ha sido aniquilada por Lobezno por lo que buena parte de la historia serán Flashbacks para presentarnos a los traumados personajes; hay afectados desde los tiempos de Origen, de cuando estaba en el Departamento H, cuando simplemente estaba loco, de sus rachas de Samurái o más recientes provenientes de la saga “Enemigo del Estado”. En su mayoría son historias entretenidas, aunque alguna está un poco cogida por los pelos y creo que en general ocupan demasiado espacio.

Jason Aaron realiza un fascinante trabajo desentrañando la esencia del personaje y los entresijos de la mente de un personaje tan complejo aunque tal vez se pasa y lo castiga de sobremanera sobre todo con la gran revelación final sobre la identidad de los “villanos” creados para la ocasión. Indicar que la historia tiene un doble epílogo que no aporta nada en absoluto y que se lo podrían haber ahorrado, el final también resulta un poco anticlimático pero si se analiza con detalle es en verdad el único final posible.

Una trama que juega un poco al engaño sobre todo con la intromisión de Mística al principio de la misma, trama que viene de lejos (la primera historia de Aaron en Wolverine ni más ni menos) y que queda resuelta de manera sorprendente, de hecho casi es lo que más me ha gustado de este arco argumental, tengo ganas de volver a ver a Raven porque a buen seguro no será la misma.

Termino diciendo que el dibujo de Renato Guedes ha tardado en entrarme por los ojos pero al final se ha adaptado muy bien a un personaje feucho, enano y peludo como es Lobezno. Ya veremos que tal Dunn pues tiene un papelón por delante.

NOTA: 8/10

PD: Las portadas de Jae Lee son horribles.

3 comentarios:

The Korinthian dijo...

Ohhh...déjamelo, anda...que los números de Guedes me queman los ojos y no puedo comprarlos, XD

Tomás Sendarrubias dijo...

¡¡Las portadas de Jae Lee molan un huevo!! ¡¡Herejes!! A mi la trama me ha parecido entretenida, pero tampoco creas que mucho más, y el final, la verdad es que está más que traido por los pelos. Oye, ¿no eran "La Mano Izquierda Roja"?

Yota dijo...

Kori: Apuntado a la lista queda

Tomás: Uff tronco.... a mi me dan una sensación de vacio que te cagas y me gustó mucho toda la saga y sipe, lo he comprabado, tengo razón yo :)