domingo, mayo 06, 2012

RECOMENDACIONES MUSICALES XIX: The Hall of The Olden Dreams de Dark Moor (2000)


Hola amigos, bienvenidos a una nueva recomendación musical, hoy de nuevo vuelvo sobre mi época más powereta para hablar de una banda que aunque sigue en activo poco tiene que ver con lo que era en sus inicios, hoy toca recomendar el disco “The Hall of the Olden Dreams” de la banda española Dark Moor.

Publicado en el año 2000 se trata del segundo trabajo de este conjunto de power metal melódico. Descubrí a esta banda porque les vi en directo por primera y única vez en el Viñarock del año 2001, edición en la que me desteté con muchas bandas patrias como Saratoga, Tierra Santa, Ángeles del Infierno o Avalanch, pero en sin duda Dark Moor me llegó más que cualquier otra.



Su sonido era lo más parecido en el ámbito nacional a mis bandas preferidas de aquel entonces a saber: Stratovarius, Helloween y Blind Guardian y ¡cantaba una mujer! Mi predilección por las voces femeninas todavía perdura pero con menos fuerza. Lo cierto es que la voz de Elisa en directo deja en bragas a la mayoría de sus contrapartidas masculinas, lástima que abandonase el grupo y que su proyecto “Dreamaker” no fructificase. Hoy día Dark Moor siguen en activo y con un vocalista masculino que es todo un portento pero en mi opinión abusan de los arreglos orquestales y pregrabados.

Tras un corte instrumental de presentación llega “Somewhere in Dreams” que durante años fue el baluarte de la banda, un tema de presentación que sirve de resumen para saber lo que tenemos por delante: un derroche de fuerza y calidad. Seguimos con “Maid of Orleans” mi favorita de este álbum y de toda la banda, dedicada a la figura de Juana de Arco tiene un estribillo que una vez metido en tú cabeza no podrás olvidar nunca.



No voy a hablar del disco corte a corte porque estamos ante un disco cuasi perfecto todas las canciones siguen una misma línea pero no sobra ninguna y tampoco se hacen para nada pesadas pese a que son muchas las que sobrepasan los seis minutos de duración. Destaca también “Bells of Notre Dame” dedicada al famoso Quasimodo con una letra llena de segundas y terceras escuchas. No es hasta “Mortal Sin” que se aprecia de verdad la calidad técnica de la banda con una intro instrumental que quita el infarto, el ritmo a medio tiempo y los riffs de guitarra destacan también.

“The Sound of the Blade” es la balada de marras, algo más desdibujada que sus compañeras de CD pero no empalaga, cosa que es de agradecer. Por último recomendar el epílogo que supone “Hand in Hand” que cuenta la trágica historia de Romeo y Julieta.

No se a cuantos os interesará el Power Metal, pero este disco es un perfecto exponente del género.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Pues yo creo que no he escuchado el disco entero.. o fue hace tanto que no lo recuerdo. Pero la cantante lo hacía muy bien.. estaba en el homenaje de Y serás canción no?

Yota dijo...

Lau. Gracias por el coment, el disco es la caña, pero no, Eliza no estaba en el homenaje a Big Simon, la gorda con vozarron era la de Ebony Ark.