martes, mayo 01, 2012

THE RIVER T.1 Mejor No Te Enganches



Desde luego estoy gafado con la series de televisión, intento por todos los medios evitar empezar series que son cortadas en su primera temporada o bien que finalizan pero dejan un montón de cabos sueltos como The River. Ya me pasó hace años con Traveler, Surface o Invasión por citar varios ejemplos, en la presente temporada he pasado de ver Pam Am, Terra Nova, Alcatraz, Luck y alguna otra más que no ha conseguido la renovación, sin embargo si que veré Lights Out que ya la tengo descargada porque me llama mucho y tengo entendido que la dejan bien cerrada, de todas formas no iba a hablar de eso en este post.

Vendida como un cruce entre Perdidos y Supervivientes, en 2012 nos ha llegado The River, una ambiciosa producción cuya andadura ha quedado relegada a una sola temporada de ocho capítulos. La trama me pareció muy sugerente y además prometían grandes dosis de terror, que en el mundillo de la televisión suele traducirse por un par de sustos y listos, además para darle un toque más de realismo la serie sería rodada como falso documental y todos y cada uno de los fotogramas los veríamos desde la perspectiva de distintas cámaras de video.

La premisa cuenta como el doctor Emmet Brown, creador y protagonista de un documental sobre vida salvaje desaparece de repente en el Amazonas, entonces su ex – mujer reúne un equipo de lo más variopinto para dar con él formado por ella misma, su hijo que lleva años sin hablarse con su padre, un mercenario alemán que se ocupa de la seguridad, una chica experta en el Amazonas cuyo padre también iba en la misma expedición, el productor del programa que financia la búsqueda y su cámara, junto con un padre y su hija indígenas que harán las veces de pilotos del “Magus”, el barco de marras.

Buena parte del atractivo de la serie son los exteriores y decorados que reproducen de manera fiel la jungla amazónica. Los personajes por otro lado son bastante atractivos y muy variados, con motivaciones de lo más diversas y sobre todo secretos ya que lo que parece ser una misión de búsqueda y rescate es algo más para alguno de ellos, no llega a los niveles de paranoia y conspiración de Perdidos (se agradece la ausencia de una conspiración o grupo tipo Dharma) pero se queda cerca. No se si conscientemente por culpa de que se olían la cancelación o por el motivo que fuera la serie va bastante al grano y aunque hay elementos propios de una serie tipo “el caso/misterio de la semana” la trama avanza con rapidez y el número de misterios e incógnitas se disparan.

Los productores consiguen que la selva resulta mágica y aterradora a partes iguales y el hecho de que estén en una parte inexplorada donde nadie ha sobrevivido nunca demasiado tiempo y de la que no existen planos a mapas fiables justifica cosas como lluvias de pájaros muertos, plantas monstruosas, brumas desconocidas y cosillas más sobrenaturales como una base militar secreta llena de zombies o un encuentro con los fantasmas más originales que he visto en mucho tiempo.

Lamentablemente cuando está en su mejor momento y parte del leiv motiv de la serie queda cumplido y resuelto, la revelación sobre una guerra literal entre el bien y el mal se queda en un cliffhanger abrumador… toca joderse.

NOTA: 8/10

2 comentarios:

Mike Lee dijo...

No me gustó demasiado por la estructura del suceso paranormal de la semana, que cada vez me resultaba más absurdo, pero sí que me pareció muy entretenida.
De momento creo que no la han cancelado definitivamente, pero está difícil que se salve.

¡Saludos!

Yota dijo...

Gracias Mike:

Pues al final nos quedamos sin segunda temporada, tiene cojones... el giro final me gustó bastante.