lunes, septiembre 10, 2012

LOS MUERTOS VIVIENTES: UN MUNDO MÁS GRANDE.


Nuevo tomo de Los Muertos Vivientes, lo que siempre es motivo de alegría, pues aunque el tomo quince me dejó bastante frío este nuevo volumen me ha devuelto la sensación (otra vez) de que todo puede volver a cambiar y de que un nuevo punto de inflexión se acerca. Robert Kirkman es bueno… muy bueno.

Lo primero que quiero decir es que cuando leáis este tomo, intentéis disfrutarlo al máximo porque supongo que tardaremos en leer otro más por aquí. Más que nada porque dado el ritmo de publicación de tomos que incluyen seis números americanos, con el presente llegamos al 96 USA y en los States se acaba de publicar el nº 100 y a no ser que tenga un zillón de hojas no me cuadran los números. La espera va para largo.

Como he dicho varias veces, he recuperado la fe con estas últimas páginas y no se si es lo que pretende Kirkman pero cada vez me cae peor Rick, en serio, empieza a ser un adalid de “El fin justifica los medios” y parece que no le importa matar o pasar por encima de quien haga falta para poder mantener seguro a su hijo. Al paso que va estará mucho más cerca de ser un caminante cuya única función es sobrevivir y alimentarse, tiempo al tiempo.

Sobre el resto de secundarios es sorprendente la humanidad que exhibe Michonne en esta historia y lo sincera que se muestra al admitir sus carencias y así dejarnos a los lectores descubrir un lado que había pasado prácticamente desapercibido desde la huida de la cárcel.

Pero lo bueno es el abanico de probabilidades que se abre con el que parece que va a ser el nuevo status quo de la serie. Por establecer una comparación en la sensación que me ha producido, es como cuando los personajes llegaron originalmente a la prisión, daba la sensación de que iba para largo, pues lo mismo me parece ahora. Fijo que el próximo tomo será la caña, guerra, en todo su esplendor. A saber cuantos personajes cascan y en cuanto se amplia el elenco principal.

La pequeña localidad donde Rick se ha vuelto a convertir en líder y sheriff ha sido tan solo un alto en el camino, un breve oasis donde repostar ante la que puede ser una nueva carrera de obstáculos en la vida de nuestros héroes, que puede que no tengan poderes, pero sobrevivir en un mundo sin nada es desde luego una heroicidad desde mi humilde punto de vista.

Un detalle que me ha dejado algo escamado es la explicación que dan a lo siguiente, en un momento dado muere un humano (nada relevante) a manos de otro, en seguida se preocupan de deshacerse del cuerpo para que no se levante como un zombi, esto…. ¿cuándo han aplicado la explicación de la serie de TV al cómic? Porque la primera vez que pasó esto en el cómic todos nos quedamos un poco con la boca abierta y ahora de repente ya tiene un motivo.

NOTA: 8/10

1 comentario:

Mike Lee dijo...

Me ha entretenido, pero también me ha parecido un tomo de transición y las decisiones de Rick del final me han chocado un poco, creo que se avecina una nueva etapa, ahora que tenemos al grupo asentado, habrá que ver qué tal le va al grupo de supervivientes.

¡Saludos y gracias por prestarme el tomo!