jueves, marzo 21, 2013

LOS AMANTES PASAJEROS. Una comedia de altos vuelos.



Ya lo sabéis todos, no soy muy fan del cine español, de hecho de las casi 300 críticas de películas que se han publicado en el blog, se pueden contar con los dedos de una mano las que son factura del cine patrio. Sin embargo, por raro que parezca siempre me ha gustado el cine de Almodovar, me ha parecido como mínimo interesante ya que no suele tratar de los  tres temas de siempre en el cine estatal: Guerra Civil, Violencia de genero y comedia absurda.

Con su anterior filme, Los Amantes Pasajeros, el director dio un interesante giro hacía el thriller, ahora con Los Amantes Pasajeros estamos ante un back to the basics en toda regla, un retorno a la comedia disparatada con algo de crítica social que se encontraba en Mujeres al Borde de una Ataque de Nervios y Kika, crítica había, sólo había que buscarla un poco.

Ya avisó Almodóvar que le apetecía hacer una película divertida y vaya si esta cinta lo es, partiendo de la premisa de que un vuelo que se dirige a Méjico sufre una avería en el tren de aterrizaje y que no saben si van a conseguir aterrizar sanos y salvos empiezan a cruzarse las neuras de los pilotos y el pasaje de la zona vip.

Y aquí está lo mejor de la cinta, un guion lleno de humor facilón y tópicos como que el cuerpo de azafatos fuera sumamente gay y además locas de manual amparado en unas interpretaciones soberbias de Javier Cámara y Enrique Areces. Además aprovecha la ocasión para lanzar pullas al gobierno en la figura de un “empresario” que está huyendo después de estafar cientos de millones como director de una entidad financiera y lucrarse con la construcción de un aeropuerto fantasma. O bien Cecilia Roth que interpreta a una cabaretera metida a dominatrix de lujo que afirma haberse acostado con el nº 1 de España en clara alusión al rey.

Hay muchas situaciones bastante pasadas de roscas y mucho lenguaje soez pero en general nada queda fuera del tono impuesto por la mano de Almodóvar. Willy Toledo quizás está un poco menos divertido que de costumbre pero Hugo Silva como piloto gay reprimido lo parte o Miguel Ángel Silvestre sobre el que también caen un par de coñas de sus años como “El Duque”.

Otro punto digno de mencionarse es el número musical, que casualmente tuve la ocasión de ver en directo en Madrid en forma de nada improvisado Flash Mob en la plaza de Callao.

Desde luego no es un filme memorable pero divierte mucho más que la mayoría de comedias que he visto en los últimos meses

NOTA: 6/10

2 comentarios:

Samu dijo...

A mi su cine me flipa, pero hay que ser consciente de que tiene solo tres tipos de peli:

. la comedia chusca

. el psicodramacómico

. el psicothriller

y todas ellas siempre aderezadas con escenas de sexo chusco.

le guste o no no al personal, es uno de los directores con una marca personal y potencia en sus películas más interesantes (aún) del cine en este terruño.

Esta sigue pendiente, ¡¡TE ME HAS ADELANTADO SHURMANO!!

Mario dijo...

Me encanta la comedia y por eso disfruto de ver obras de teatro como películas graciosas. Me ha tocado viajar mucho viendo distintos espectáculos y por eso aconsejo que Alquile su auto en cancún por Despegar.com