domingo, abril 07, 2013

VA DE MONSTRUOS XII: Class of 1999 (1990)

 
Hola amigos, bienvenidos a una nueva entrega de Va de Monstruos, hoy como cada vez que el número de la entrega es “par” vamos con una película. Como todavía llevamos pocas entregas no estoy repitiendo los seres a los que se enfrentan los protagonistas de la misma, así que si más dilación vamos con Curso del 99.

Formato: Película de 1990 de hora y media de duración dirigida por Mark L. Lester, artesano director de cine de serie b, culpable de cintas tan malas como divertidas del calibre de Comando o Little Tokio: Ataque Frontal. Se trata de la secuela de Curso del 84, fue famosa además por las pintas glam, hard-rockeras y punkis de sus protagonistas.

¿De qué va?
En el año 1999, las bandas se han convertido en un problema tan grave que algunas ciudades viven en la anarquía, sin control. En Seattle, profesores robot se han introducido secretamente en las escuelas más conflictivas para controlar a los alumnos.

Bicho protagonista. El verdadero aliciente de la cinta, unos “batalladroides” reprogramados por una empresa privada para que actúen como profesores y metan en vereda a los alumnos, están preparados para enseñar pero también van equipados con armamento pesado.

Opinión. Tenemos ante nosotros una cinta que es sencillamente demencial, la trama ya es disparatada, todos los adolescentes tienen armas automáticas, granadas e incluso bazokas, están organizados en bandas callejeras y escuchan música rock de los ochenta, la policía les tiene miedo ya que actúan como si la ley no existiera, el consumo de drogas está a la orden del día.

Pero después de todo y pese a todo ¡los chavales van a clase! Así que obviando las libertades de guion que se dan para que la trama pueda avanzar, esta película es fiel deudora del espíritu de la década que acababa de abandonar. Curso del 99 es realmente divertida, se pasa en un suspiro y deja con ganas de más.

Los personajes son muy arquetípicos y tenemos incluso el típico romance entre el macarra y la choni-pija, pero son detalles menores, cabe destacar el trabajo que hace Malcolm McDowell, siempre cumplidor, como director del instituto donde se desarrollan los acontecimientos.

Es también una película de excesos puesto que las escenas de acción son violentas y bestias como ella sola, hay mucho gore y sangre gratuita y toda la recta final es un delirio tras a otro, que a nadie sorprendo cuando digo que se centra en la pelea entre los profesores y el alumnado.

El momento. Toda la traca final, con los profesores desencadenados y mostrando todo su armamento.
Lo mejor. La banda sonora y la fotografía excelente de Mark Irwin. Lo entretenida que es y lo sincero de su propuesta, no trata de dar un mensaje ni de vender nada, sólo cuenta la historia que quiere contar.

Lo peor. Que no dure más.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Buenísima. Una de las cimas del cine cafre, un macarrismo a lo double dragon sin adulterar, indispensable, mucho mejor que su antecesora, la cual era también cafre de cojones.

Yo la descubrí en A3 hace muchos años y el enamoramiento fue instantáneo. La secuela también la descubrí en A3, telefilme en estado puro, muy inferior y muy insulsa, pero aún así también tiene algunos momentos reseñables (escasos eso sí) en lo que a macarrismo se refiere:

http://www.imdb.com/title/tt0109442/

Y por supuesto no se puede comparar al insulso Sasha Mitchel (Kickboxer 3) con Pam Grier y Compañía. Más les valdría haberlo puesto de alumno que de profesor.

Curso del 99 era muy bestia, pero curiosamente la escena más impactante de todas para mí era una en la que no se derramaba ni gota de sangre: La madre y el hermano del prota peleandose por un poco de droga. Inenarrable. El cine de Fernando León de Aranoa pasado por el filtro más hardcore y extremo, sin sutilezas, a puro trazo grueso. Bien por Mark L. Lester.

Gran reseña.

Anónimo dijo...

Acabo de recordar que esta peli tb la he visto yo...XDXDXD. No recuerdo mi curso del 99 asi.. será otro. Divertida y muy gore.