martes, noviembre 12, 2013

AFFLICTED: Fresca, atrevida y original película de terror.



Por si alguien se lo pregunta, el orden en el que estoy hablando de las distintas películas de Sitges es totalmente aleatorio, ni en orden, ni por preferencia ni nada por el estilo. Hoy toca hablar de otra de las que más me gustaron que además fue vista en la última jornada del sábado: Afflicted, película de terror grabada cámara en mano o found footage que dicen los finos. Por cierto que Afflicted ganó el premio a los mejores efectos especiales de manera más que merecida.

Esta cinta de escasísimo presupuesto está dirigida por los debutantes Clif Prowse y Derek Lee quienes además protagonizan el filme por lo que los gastos de pagar actores más o menos desconocidos están subsanados. La trama gira en torno a un viaje por todo el mundo que harán los dos amigos y que irán colgando en la red a modo de videoblog.

Se trata de un viaje iniciático y vital sobre todo para uno de ellos que sufre de una rara afección cerebral que en cualquier momento podría acabar con su vida. Su aventura comienza por Barcelona, con escenas grabadas en verdad en la ciudad condal y sigue en París donde comienza la pesadilla para uno de ellos al conocer a una chica que le deja K.O y aparentemente herido tras una noche de folleteo.

A partir de aquí empieza la pesadilla y lo cierto es que le camino abierto por Chronicle de Josh Trank continúa en Afflicted de manera ejemplar al mostrar de manera “realista” como serían las habilidades meta humanas de una persona en el mundo real. La película juega un poco al despiste sobre la naturaleza de la “aflicción” que sufre el protagonista hasta que llegado a cierto punto queda desenmascarada y la trama lo abraza como un elemento más.

Un guion muy bueno, grandes dosis de acción que comentábamos más arriba le han hecho merecedora de ganar el premio a los mejores efectos especiales con escenas llenas de violencia, sangre, saltos y muchas descargas de adrenalina. La cinta no está exenta de momentos WTF? Y es que uno de los elementos más apreciables de este tipo de películas independientes es que todo vale, que todo está permitido y que la historia que sus realizadores quieren contar es ni más ni menos que la que nos acaban ofreciendo sin ningún tipo de interferencia de algún gran estudio.

En verdad podría afirmar que es una de las mejores películas de su género, si consideramos el footage como un género en si mismo, como cinta de terror también es bastante superior a la media por ofrecer lo mismo de siempre pero de manera original y sorprendente. Las carencias presupuestarias son suplidas con mucho oficio, la iluminación queda suprimida en pos de la historia y el hecho de que muchas veces la cámara parezca desenfocada ayuda a meternos en la película y que nos preguntemos que demonios está pasando.
Un soplo de aire fresco y como éste hacen falta muchos.

NOTA: 8/10

2 comentarios:

XAVI dijo...

¿Sabes lo que me gusta de Festivales como Sitges? Vale, a parte de tenerlo cerca (y no, no me gusta pagar peajes para ir hasta allí, pun intended).

Lo que me gusta es que puedes encontrar, al igual que ocurre en Berlín, Cannes o Venecia, lo mejor y lo peor de cada casa.

XAVI dijo...

Me recuerda, por lo que dices, la linia abierta en "A cabin in the woods".

Terror inteligente que juega con el espectador en lugar de caer en el gore y slasher barato y tratar al espectador como si fuera retrasado.